Spanish English French German Italian

Momentos épicos del atletismo

El récord del mundo de los 100 metros lisos de Bolt

Fue en Berlín. El 16 de Agosto de 2009. Usain Bolt se convirtió en leyenda viva con sólo 22 años y rompió los límites de la velocidad humana al proclamarse campeón mundial de 100 metros en 9.58 segundos, once centésimas por debajo de su plusmarca anterior, frente a un Tyson Gay que batió el récord de Estados Unidos con 9.71.

Envuelto en la bandera verde, negra y amarilla de Jamaica, Bolt dio la vuelta triunfal a la pista del estadio Olímpico no siendo todavía consciente de su épica carrera, con la que batió todos los récords y escribió una página imborrable del atletismo mundial.

El público se había ido congregando en el estadio desde cuatro horas antes, de modo que a las 21.35 las gradas estaban casi repletas. El espectáculo no defraudó. Los ocho finalistas agudizaron su inventiva para hacer ante las cámaras el gesto más llamativo durante la presentación de los protagonistas. Bolt, hablando al objetivo, desplegó sus brazos en posición de disparo. Cuando se hizo el silencio, entre destellos de miles de flashes, los rostros de los ocho contendientes se pusieron serios. El pistoletazo puso en marcha la máquina de correr. Bolt tardó 146 milésimas en arrancar, dos más que Gay Al. Pero el jamaicano ni siquiera tuvo que hacer una salida excepcional, ya que su trepidante progresión le permitió recuperar terreno en la tercera zancada. “Ha sido, sin duda, mi mejor carrera”, declaró eufórico el hombre más rápido del planeta.

Gebrselassie pulveriza el récord del mundo de maratón

Este atleta etíope empezó corriendo descalzo. Todos los días echaba una carrera hasta la escuela, situada a unos diez kilómetros de su casa. Hijo de un granjero y con catorce hermanos, un 28 de septiembre de 2008, en Berlín (Alemania), este maratoniano sorprendió al planeta entero y se convirtió en el primer hombre en bajar de las 2 horas y cuatro minutos. Su tiempo: 2 horas, 3 minutos y 58 segundos. La anterior marca, lograda sobre el mismo escenario y ostentada por él mismo, era de 2:04:26.

Haile Gebrselassie dominó el atletismo de fondo en los años 90. Superó lesiones, malos resultados y problemas personales que le llevaron a beber, para emerger como mejor maratoniano del mundo.

Johnson toca el cielo en Atlanta

Los Juegos Olímpicos de Atlanta fueron la consagración definitiva de este atleta estadounidense especialista en las pruebas de 200 y 400 metros. Así, Johnson se convirtió en el primer hombre en ganar los 200 y los 400 metros en unos Juegos. En los 400 metros venció con autoridad y con un gran tiempo de 43,49, el mejor de año.

Pero lo que más se recuerda de los Juegos de Atlanta es su victoria en la final de los 200 metros, para muchos la mejor actuación atlética nunca vista en un estadio de atletismo, corriendo el 200 en 19,32. Hasta agosto de 2008 nadie pudo batir su récord. El elegido fue, de nuevo, Usain Bolt, en los Juegos Olímpicos de Pekín. El jamaicano completó una carrera espectacular, reduciendo la marca de Johnson en dos centésimas.

Merlene Ottey y sus medallas olímpicas a los 40

Sin duda, lo que más destaca de esta atleta eslovena de origen jamaicano es su extraordinaria longevidad deportiva. En los Juegos Olímpicos de Sídney 2000 ya había cumplido los 40 años, y ganó una medalla de plata en relevos 4×100 metros y quedó en cuarta posición en la final de 100 metros. Sin embargo, el tiempo hizo justicia y, tras la descalificación de Marion Jones, le fue asignada la medalla de bronce.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on pinterest
Pinterest
Share on whatsapp
WhatsApp